Chromecast es un dispositivo pequeño que cuesta unos 35 euros fabricado por Google y que sirve para transmitir a tu televisión  el contenido audiovisual de tu teléfono, tableta o PC.

Foto de un Chromecast

A partir de ahí el abanico de posibilidades se extiende a aquellas aplicaciones compatibles con el aparatejo, es decir, que puedes pasar por ejemplo la música que tengas en tu móvil a tu televisión, visualizar tus fotos en la tele, tus vídeos o los de Youtube o incluso jugar al trivial o una partidita de tenis usando tu móvil como raqueta como si de la Wii se tratara.

La instalación del aparato es de lo más sencilla, solo se conecta a la TV a través de una entrada HDMI y listo.

Seguro que en alguna ocasión habéis estado en casa queriendo enseñar un vídeo que lleváis en el móvil o las fotos a vuestros amigos o familiares.

Solo hay un problema. La opción de realizar Mirroring todavía no ha sido implementada. No se sabe si es porque Google no quiere hacerlo todavía, si han encontrado problemas técnicos, o si es que directamente es una opción que no contemplan. Mirroring es un proceso en el cual todo lo que se ve en nuestra pantalla se ve en la televisión, como si fuera un espejo. Esto es perfecto, por ejemplo, para jugar a videojuegos en pantalla grande sin necesidad de que estos hayan sido optimizados para este dispositivo. No obstante, de momento esta función no está habilitada, por lo que depende de cada videojuego o aplicación el haber sido optimizados para Chromecast.

De cualquier modo su punto fuerte es que todo lo que puedes ver en tu navegador Google Chrome es transferible a tu televisión. Así que ya queda para tu imaginación que es lo que puedes llegar a ver en el navegador. ¿Peliculas?, ¿fútbol?, ¿Series?.

Chromecast

Desde su presentación hace ahora exactamente 2 años , las ventas han ido en aumento y el invento ya puede disfrutarse en España.

Además en la actualidad permite que tus invitados también puedan pasar sus videos o fotos a tu televisión sin necesidad de que se conecten a tu WIFI.

Lo bueno de Chromecast, a diferencia de Apple TV, por poner un ejemplo, es que es compatible tanto con dispositivos Android, sean smartphones o tablets, como con iOS, sean iPhone, iPod o iPad, como con ordenadores, tengan ChromeOS, Windows o Mac OS. En el caso de los ordenadores, será por medio de Chrome, el navegador, o por medio de alguna aplicación. Además, no habrá que instalar nada más para que sea compatible con todos estos dispositivos.

Desde luego y por 35€ que es una buena opción si te has planteado un regalo de cumpleaños.